Agosto 1998

viñeta AÚPA ATLETI (DE COZVÍJAR)
viñeta El Valle de Lecrín en 1.776 (I)
viñeta Chimeneas, Orus entrará en el sector de fabricación de mobiliario de jardín
viñeta El industrial Navarro amplía su granja de Cozvíjar, que dedicará a la exportación
viñeta LAVADERO DE MELEGÍS
viñeta MAGNOLIOS: ¿UN BANCO PARA SENTARSE
viñeta La cómoda antigua de recuerdos
viñeta La banda nigüeleña que ganó en 1.932 el primer premia del concurso de bandas de música celebrado en Granada
viñeta Viva la Banda
viñeta Los más generosos
viñeta Gracias a IU de Nigüelas
viñeta MULOS QUEDAN
viñeta Arroz y bicicleta
viñeta Atlético de Cozvíjar 1.966-67, un equipo contra viento y marea
viñeta Colonias de Dúrcal en el Camping Playa Granada de Motril.
viñeta Joyas mudéjares
viñeta Un programa a la medida
viñeta Cozvíjar celebra las fiestas de la Virgen de la Cabeza
viñeta Noches de Persiadas
viñeta María La Cástaras

 

AÚPA ATLETI (DE COZVÍJAR). Es esta sin duda una imagen muy peculiar: la alineación titular del Atlético Cozvíjar temporada 1.966-67. Aquel año, el Real Madrid acababa de ganar su sexta Copa de Europa con un magnífico director de juego llamado Velázquez, y un Gento imparable por la banda. Estigmatizados por la fiebre futbolera que como ahora recorría el país, estos "cofieños" hicieron un equipo de la nada: el campo era una haza recién segada y las porterías dos piedras, o dos palos y una cuerda en los partidos estelares. Y es que la realidad distaba mucho de los sueños. Como aquella vez, cuando tras ganar 4-1 en Iznalloz tuvieron que salir al galope del campo, unos en la furgoneta, otros con los hinchas pisándoles los talones. De izquierda a derecha, desde arriba: Lorenzo, Pepito, Manolo, Gutiérrez, Antoñito, Villena, Manolín, Miguel, Bayo, Benítez y Mateo.

El Valle de Lecrín en 1.776 (I)

Iniciamos aquí la publicación de un documento que consideramos de especial interés para el Valle de Lecrín. Se trata de una radiografía de nuestra comarca realizada por Tomás López, un geógrafo madrileño que en 1.776 elaboró un Diccionario Geográfico de España. Se valió para ello de cuestionarios que envió a los párrocos de todas las poblaciones, lo que le permitió obtener numerosos e interesantes datos que plasmó en su obra, que recientemente ha sido reeditada por la editorial granadina Don Quijote. Ello nos permite hoy hacernos una idea más aproximada de cómo era nuestra comarca hace doscientos años. Por ello hemos querido reflejar en estas páginas la parte que describe al Valle de Lecrín.

LECRÍN

El Valle de Lecrín, esto es, de alegría, (El topónimo °Lecrín", de origen árabe, se traduciría por región, y hace alusión a divisiones territoriales de carácter administrativo -Asín Palacios, 28-. Según Yaqut - citado por Asín Palacios, 116se habría eliminado la segunda parte del topónimo, que en origen sería la región de la caña de azúcar . La etimología del texto es una interpretación errónea del cura de algunas formas en que aparece este nombre en diversos documentos, como Valdelecrín o Valle de Alecrín), denominación que justamente le conviene por su amenísima situación, está al mediodía de la ciudad de Granada y distante de ella tres leguas. Su primer pueblo, los de su comprensión, son dos villas, que son Padul y Villamena de Cozvíjar; y diez y siete lugares, que son Dúrcal, Nigüelas, Acequias, Mondújar, Talará, Chite, Béznar, Tablate, Lanjarón, Isbol, Pinos del Rey, Restaba], Saleros, Albuñuelas, Melegís, Murchas y Cónchar.

Las dos villas tienen jurisdicción ordinaria y los diecisiete lugares están sujetos a la jurisdicción ordinaria del alcalde mayor de Granada. Y los alcaldes que tienen son pedáneos y anuales, los cuales votan los vecinos y de los que tienen más votos propone el actual concejo dos para cada alcaldía y de éstos elige la ciudad de Granada uno y le libra el correspondiente título.

Iguales formalidades se observan para el nombramiento de regidores anuales de estos lugares que hace la citada ciudad; por lo que ningún pueblo de este valle es cabeza de este partido y el vicario de él vive en cualquiera pueblo de su comprensión, donde por otro título tiene su residencia. Este partido es abundantísimo de aguas, muy saludables y de bello gusto para beberlas, las que fecundan su feraz terreno, que casi todo lo que en él se cultiva, es de regadío.

" El fruto más abundante en el Valle de Lecrín es el aceite, produce mucho y de excelente gusto y sin disputa el más singular de todas las Andalucías"

Es un país sanísimo, no se padecen en él enfermedades endémicas y puede compararse su salubridad con la del país más sano de nuestra Península, previniendo en honor de la verdad, que de la indicada salubridad se ha de exceptuar la villa de Padul, que a causa de estar tan inmediata a su laguna ha sido reputada por enferma, y con efecto lo era, pero ha dejado de serlo desde que pocos años hace con el objeto de cultivar su terreno han desecado la mayor parte de su laguna, a cuya desecación ha contribuido muy mucho lo poco lluvioso de estos últimos años.

Es muy verosímil que, habiendo años lluviosos y desidia en limpiar las madres (acequias) que evacuan la laguna, vuelva el desecado terreno a encharcarse, y el de Padul a sufrir las enfermedades que en otros tiempos.

Los frutos que este valle produce son: trigo, maíz, alguna cebada y habas, algunos garbanzos y los pueblos que tienen contigüidad a Sierra Nevada y labor en ella, recogen centeno. También produce muchas uvas, higos, albaricoques, duraznos, melocotones y demás frutas que se conocen en todos estos países. Aunque produce muchas uvas en los demás pueblos, las más son a las que no es costumbre hacer mosto, y si sólo se destinan para comer, por lo que aunque todos los pueblos tienen algún vino, en los más es muy poco y en otros aunque es más, no es lo suficiente para su consumo, a excepción de Pinos, que abunda en vinos.

También en estos pueblos se cría seda, bien que aunque en otros tiempos era en el valle la seda un fruto de mucha consideración, en el día no lo es porque van quedando pocos morales, porque los aires y el transcurso de los tiempos los destruyen, y de consiguiente se han aminorado muy mucho en este partido; este precioso fruto, a reserva de Lanjarón, que recoge mucha seda y conserva aún muchos morales.

En el valle, el fruto más abundante es el aceite, produce mucho y de excelente gusto y sin disputa el más singular de todas las Andalucías. Este aceite se consume en todas las Alpujarras, Motril, Almuñécar y pueblos de sus costas, el partido del Temple y la ciudad de Granada, y también se conduce mucho al mar para embarcarlo, y aún a Madrid mismo. No obstante la gran distancia, se ha llevado a veces por cosa singular en su especie; lo cierto es que en Granada las personas de gusto, aún las que tienen olivares en su vega, para comerlo se proveen de aceite de esta villa.

Chimeneas, Orus entrará en el sector de fabricación de mobiliario de jardín

la empresa durqueña aprovecha su buena coyuntura económica para reestructurarse y abordar nuevos sectores de la producción. En lo que va de año ha incrementado sus ventas en un 23 por ciento y planea aumentar su plantilla con personal especializado

Emilio Medina en su oficina, en el barrio de la Ermita, de Dúrcal.

El Valle de Lecrín: ¿Porqué pensó en crear una empresa de estas características?
Emilio Medina: Yo conocía bastante bien este negocio ya que, desde el año 1.977, me dedicaba a la importación y posterior comercialización de chimeneas. Sin embargo, pasaron algunos años y el precio de éstas se disparó de forma súbita. Importar dejaba de ser viable económicamente, por lo que a mediados de los ochenta empecé a creer con fuerza en la idea de fabricar aquí el mismo tipo de chimeneas que me enviaban desde Francia.
VDL: ¿Es ese el momento en que nace Chimeneas Orus? EM: Sí, es en 1.986 cuando, por primera vez, comento la idea de crear la empresa a José Ríos Morales y a Juan Emilio Medina en su oficina, en el barrio de la Ermita, de Dúrcal. Padial Cañas, quienes me respaldaron de inmediato. En 1.987, Chimeneas Orus es una realidad. Lógicamente, al principio nos encontramos con los inconvenientes típicos con los que se enfrentan las empresas que, por decirlo de alguna manera, son las primeras en explotar un mercado inexplorado hasta entonces. No contábamos con el material adecuado, por lo que de nuevo tuvimos que importar factores de producción básicos como el ladrillo refractario de medidas especiales y sobre todo la piedra necesaria y característica de todas las chimeneas que fabricamos: la piedra dorada.
VDL: Teniendo en cuenta la falta de infraestructura existente por aquellas fechas, ¿podemos decir que la creación de la empresa fue una apuesta no exenta de riesgos para usted y sus socios?
EM: Efectivamente, ya le digo que tuvimos que empezar desde cero. Lo cierto es que poca gente apostaba por la continuidad de nuestro proyecto, pues tuvimos que asumir los riesgos inherentes a cualquier actividad novedosa. Sin embargo, once años más tarde, podemos decir que contamos con un personal completamente formado, con un trabajo muy especializado y con una red especial de puntos de venta ubicados en la práctica totalidad del país, Islas Baleares y Canarias
VDL: En la actualidad ¿cual es la situación de su  empresa?
EM: Hace escasas fechas, hemos vivido una serie de  transformaciones en el seno de la empresa. Mis antiguos socios han preferido retirarse de esta actividad ya que ambos están ocupados en múltiples asuntos. Uno en concreto, Pepe Ríos, es dueño de la red espacial de puntos de discoteca La Magara y propietario de una finca importante, así que ha optado por dedicarse a estas actividades. Su participación ha sido comprada Por su parte, Juan Padial también se encuentra en una situación similar a la de Ríos, por lo que también se le ha comprado su participación.
VDL: Me imagino que paralelamente se habrán producido otras transformaciones en cuanto a la composición del consejo de administración de la empresa, por ejemplo.
EM: En efecto, ha habido una serie de modificaciones en cuanto a que el nuevo consejo de administración está compuesto por Dumia Medina como presidenta de la sociedad y consejera delegada, León Medina como secretario y un servidor como vocal.
VDL: A primera vista, vemos cómo se ha rodeado de un equipo joven ¿y...?
EM: Y dinámico, sí. Así es, he querido rodearme de un equipo joven y a la vez con fuerza que sea capaz de seguir el camino que yo un día emprendí. Todos ellos son personas que tienen fe en lo que hacen y además muchas ganas de hacer las cosas bien. Esto, hoy día, es muy importante ya que ya que como una organización, sea cual sea, no se modernice, está condenada al fracaso.
VDL: Y en cuanto a usted, ¿cuál es su nuevo rol en el organigrama de Chimeneas Orus?
EM: Ciertamente, por mi edad y por los años que llevo batallando en este terreno, creo que puedo representar algo así como la voz de la experiencia. Quiero transmitir a mis sucesores los conocimientos que he ido adquiriendo y ser testigo de cómo paulatinamente "Chimeneas Orus" se va convirtiendo en lo que siempre he soñado, una empresa modelo.
VDL: Por último, ¿podría adelantarnos cuáles son las líneas estratégicas que usted y su equipo van a seguir para consumar esta etapa de reajustes y modernizaciones?
EM: El proyecto más importante que a corto plazo tenemos intención de llevar a cabo es la apertura de una sección de piedra natural para jardinería, es decir, pensamos explorar el campo de la fabricación de mobiliario de jardín. Para ello necesitamos hacernos con nueva maquinaria, lo cual implica a su vez una inversión considerable a la que en cierta medida nos hemos anticipado. Así, a nivel material, debemos aprovecharla buena coyuntura económica que atravesamos - ya que desde principio de año hemos aumentado un 23% las ventas- e invertir mientras que el personal especializado necesario procederá del curso de Canterería que tenemos solicitado y que concluirá el próximo octubre.

El industrial Navarro amplía su granja de Cozvíjar, que dedicará a la exportación

Estado actual de la granja Los Estacares, en el término de Villamena.

El empresario oleícola creará cinco nuevos empleos en la localidad y consolidará los tres existentes actualmente

El Valle de Lecrín

El industrial restabeño Joaquín Navarro ha iniciado trámites administrativos para ampliar su granja porcina y vacuna denominada Los Estacares, en Cozvíjar, lo que supondrá la creación en el municipio de cinco puestos de trabajo fijos y la consolidación de los tres ahora existentes.

La granja Los Estacares está situada en el paraje conocido como "El Macho', a 1,27 kilómetros del núcleo de población de Cozvíjar y a más de 2.3 km de mataderos e industrias chacineras. Según consta en el expediente de solicitud de ampliación al Ayuntamiento de Villamena, la explotación porcina más próxima está a 750 metros, la misma distancia que mantiene respecto a vías públicas importantes relacionadas con el tráfico de ganado porcino y a más de 650 metros de la carretera comarca¡ más próxima.

Trece años de actividad

La explotación de Los Estacares comenzó su actividad en el año 1.985. Desde esa fecha hasta 1.991 se llevaron a cabo en ella obras de modernización y ampliación. El actual proyecto de ampliación será importante no sólo por los puestos de trabajo que va a crear en el municipio, sino también por la riqueza que aportará a la comarca, ya que los cerdos que se ceben aquí irán destinados a toda la geografía española y parte de ellos también a la exportación.

Un industrial solvente

El propietario de Los Estacares, Joaquín Navarro, es un industrial de reconocida solvencia en la comarca. Es propietario, entre otras empresas, de la almazara Navarro García, situada en el término municipal de Nigüelas. Empresa que ha sido en la pasada campaña la segunda en cuanto a volumen de producción de todas las industrias oleícolas que forman parte de la asociación provincial Oligra. Y ha sido también, en la provincia, la que más ha crecido durante la pasada campaña.

Produce un aceite de oliva de excelente calidad elaborado en su mayor parte con aceituna lechín, característica del Valle de Lecrín, lo que da al aceite de su almazara un sabor especial y distinto a nivel provincial.

LAVADERO DE MELEGÍS. Hay lavaderos en nuestra comarca, como el de Padul, que han sido declarados monumentos de interés. Y hay otros menos conocidos, como éste de Melegís, que son hoy para todos un ejemplo del buen cuidado que debemos tener de nuestro patrimonio urbano. MAGNOLIOS: ¿UN BANCO PARA SENTARSE?. No es que la plaza de los Magnolios esté muy sobrada de bancos para sentarse. Tal vez por ello llama aún más la atención este sin respaldo de la imagen: o te sientas con los pies colgando o corres el riesgo de dar un mayúsculo costalazo.

La cómoda antigua de recuerdos

El nigüeleño Manuel Martín plasma en su libro "La Atalaya de la Alegría" imágenes, recuerdos y parte de la historia reciente de Nigüelas. En él, el autor refleja un mundo en parte ya desaparecido

Presentación del libro en la Casa de la Cultura de Nigüelas el pasado mes de mayo. De izquierda a derecha, el corresponsal de El Valle de Lecrín, Francisco Rodríguez, la catedrática Ramona Rubio, el autor Manuel Martín, el alcalde de Nigüelas, Gonzalo Carmona, el diputado provincial Julio Perea y la concejala de Cultura, Mi Carmen Alarcón.

Francisco Rodríguez

Nace en 1.962 en Nigüelas, pueblo que ama intensamente y al que dedica en su defensa e impulso gran parte de su vida. Es diplomado en Trabajo Social por la Universidad de Granada, máster en Gerencia de Servicios Sociales por la Universidad Complutense de Madrid y diplomado en Teología. Recientemente acaba de publicar un libro sobre su pueblo que lleva por título "Nigüelas, Atalaya de la alegría".

Hablar con Manuel Martín, "Manolo" para los amigos, es hablar de entusiasmo por el trabajo bien hecho, de ilusión en las cosas y de una gran fe en el hombre y en su agrupación social como elemento base del desarrollo. Pasemos a hablar del libro.

Portada del libro de Manuel Martín editado por la Diputación y el Ayuntamiento.

El Valle de Lecrín: ¿Porqué pensaste escribir un libro sobre Nigüelas?
Manuel Martín: Porque las cosas buenas, que a nosotros nos llenaban de pequeños y jóvenes, se estaban perdiendo y yo las he querido fijar en el papel, para que no desaparezcan de nuestra memoria. Es un intento de "atrapar" Nigüelas en sus gentes, sus rincones, etc... La vorágine de la vida moderna está llegando a nuestros pueblos, donde ya va desapareciendo ese espíritu comunitario, social, por una manera de vida más "solitaria", más individualista; y además porque las gentes de Nigüelas se merecen este reconocimiento, este agradecimiento...
VDL: ¿Qué estructura tiene el libro?
MM: Para entenderlo, es como un cajón de una cómoda antigua, donde ves los recuerdos en desorden. Esos recuerdos ordenados forman este libro. Es como un laberinto de realidades de Nigüelas...Se han quedado muchas cosas por escribir, pero lo básico sí está recogido.

"El trabajo en la Vega se hacía a tornapeón y cuando se terminaba en una zona se mataba un choto y se hacía una fiesta en la que se juntaban las familias"

VDL: Yo noto en el libro tres realidades o elementos: el entorno social, urbanístico y paisaje; el trabajo comunitario y en tercer lugar, el interés cultural, sobre todo en el aspecto musical.
MM: El aspecto urbanístico en Nigüelas no está muy deteriorado, y el casco antiguo se conserva bien con algunas obras que lo afean. El trabajo en común es lo que más define a Nigüelas como comunidad humana. Aquí se daba el "tornapeón" como forma de trabajo que tiene diferencias esenciales, con la aparcería, mientras ésta era entre dos labradores de forma fija y cerrada, en el tornapeón las tareas se hacían entre propietarios de fincas lindantes y cuando se terminaba en alguna zona de la Vega se hacía una fiesta, que se llamaba "arremate", donde se mataba un choto, en la que se juntaban los labradores y sus familias, donde se contaban historias, chascarrillos y se terminaba en un baile. He de destacar que este espíritu comunitario se daba en todas las actividades que se hacían en el pueblo.
VDL: ¿Cómo es la realidad actual en este campo?
MM: En Nigüelas se han hecho grandes proyectos sociales y culturales en que la gente trabajaba codo con codo para conseguir un objetivo sin importar el jornal. Este esquema de trabajo en común se ha roto y se ha vuelto más egoísta; se vive en la actualidad más apegado al dinero, por esto se hacen más difíciles los proyectos culturales auténticos y todos los que se realizan están tutelados por las administraciones públicas. Éstas deben potenciar los eventos que repercutan socialmente pero sin asfixiar las iniciativas, erigiéndose ellas en protagonistas, dejando ese protagonismo a los grupos y gentes de los pueblos. La rentabilidad social de la cultura es a largo plazo, por esto la rentabilidad económica debe estar supeditada al beneficio social.

La Schola musical de 1.752

VDL: La música. Porqué en tu libro tiene tantos espacios la música.
MM: Nigüelas es música. Una melodía es capaz de emocionar lo más profundo del ser. En nuestro pueblo todos las grandes acontecimientos tienen que ver con la música desde antiguo. Ya en 1.752 se comprueba documentalmente que había un "teniente organista" que cobraba 200 reales al año. Entre las obligaciones de este músico estaba tener una Schola de niños cantores. El origen de la afición musical de Nigüelas debe estar ahí. En Nigüelas se canta afinado y haya buen gusto por la canción bien hecha. Por esto este instrumento, del que queda sólo el armazón, es digno de ser restaurado ...La manifestación más importante desde antiguo son las diferentes bandas de música que en la historia del pueblo ha habido. A ellas y sus maestros dedico gran atención.

Herencia de nuestros mayores

VDL: Tú eres trabajador social y se te nota. ¿Qué es el trabajo social?
MM: El trabajo social yo lo defino como el educador para la Democracia, enseñándole al pueblo sus derechos y las obligaciones que éstos llevan aparejadas. El principal problema social es la falta de imaginación y participación para "saber vivir", entendiendo éste como aprovechamiento respetuoso de los recursos disponibles. Nuestras sociedades se están transformando en egoístas; no podemos estar siempre exigiendo y nunca dando, porque a la larga esto produce soledad e infelicidad.
VDL: ¿Cómo ves socialmente a nuestra comarca?
MM: Este mosaico maravilloso que forman nuestros pueblos en este entorno geográfico privilegiado que es el "Valle de Lecrín", con sus huertas de primor, existe gracias al esfuerzo de nuestros mayores y estamos obligados a mantenerlo y a cuidarlo de las agresiones modernas como el urbanismo salvaje o turismo no respetuoso. Se debe estudiar lo que tenemos y programar a dónde queremos llegar con la participación de todos. Este periódico, "El Valle de Lecrín", puede contribuir al desarrollo positivo de nuestra comarca denunciando abusos y dando acogida a las iniciativas de progreso social que surjan.
VDL: Muchas gracias, Manolo. ¿Quieres añadir algo para terminar?
MM: Sí, un pensamiento: Nigüelas y el Valle serán lo que quieran sus hijos que sean.

Nigüelas siempre ha destacada por su afición a la música. En esta imagen podemos ver a la banda nigüeleña que ganó en 1.932 el primer premia del concurso de bandas de música celebrado en Granada. Interpretaron "La Danza Gitana", "Rosa la del Azafrán" y "Oh Artista". La fotografía pertenece al libro de Manuel Martín Atalaya de la Alegría

Viva la Banda

Un grupo de jóvenes pone en marcha la Banda de Cornetas y Tambores de El Valle gracias a la empresa PMA, que les ha comprado los instrumentos necesarios. Esperan inaugurarla el próximo octubre

Delia Molina

El pasado 14 de julio "El Valle' asistió in situ en Saleres a la donación por parte de la empresa PMA, con su gestor Lorenzo Seidler al frente, de los instrumentos musicales necesarios para dar el pistoletazo de salida al proyecto de unos cuantos muchachos del pueblo consistente en la creación de una agrupación de cornetas y tambores.

Lorenzo Seidler, en el centro, posa con algunos miembros de la futura banda.

La donación de PMA tiene su explicación en la negativa que según el director de la recién nacida agrupación obtuvo por parte del Ayuntamiento de El Valle cuando se dirigió al mismo para solicitar una subvención para su proyecto.

"Aquí todo el mundo te da al espalda, pides en un sitio y en otro y no te escuchan. Yo me dirigí al Ayuntamiento y me cerró las puertas. Únicamente me apoyaron el director del colegio y los niños. En el Ayuntamiento me dijeron que no había dinero para una banda de cornetas y tambores, ya que el dinero se necesitaba para otras cosas; indagando di con este señor, que me pidió presupuestos y puso en marcha el proyecto', explica José, director de la banda.

"Mi iniciativa parte de que cuando aquí son las fiestas contratan a una banda de fuera cuando en El Valle hay gente suficiente como para tener una banda propia de aquí", comenta José.

Un sargento con experiencia

El director de PMA y José, futuro director.

A José le avala la experiencia obtenida tras seis años en el ejército como cornetín a las órdenes del capitán, donde se licenció como sargento de banda. "Considero que tengo la suficiente capacidad como para enseñarles a tocar a los niños. En tres meses estarán tocando, queremos que la inauguración de la banda sea en las fiestas de octubre", asegura el director ilusionado.

Lorenzo Seidler hizo entrega personalmente de los instrumentos a José y a algunos componentes de la futura banda que se dieron cita en la plaza de Saleres. El principal argumento que fundamentó esta donación por parte de PMA a este grupo de chicos fue, según Lorenzo, aparte de su gusto y admiración por la música, la disponibilidad, la excelencia y la eficacia de la idea.

"Existe -explica- una necesidad, no hay banda de música en El Valle (Restaba¡, Saleres, Melegís) y pidieron mi ayuda. Hace años todos los pueblos tenían sus músicos y eran ellos los que animaban las fiestas, lo que en estos pueblos ha desaparecido. José me convenció de que tenía la experiencia y los conocimientos suficientes", argumenta Lorenzo.

"Si quieres utilizar tu dinero -continúa- con un máximo de eficacia para ayudar a la comunidad, la mejor manera es la directa; yo voy directamente a una tienda en Granada, pido descuentos, compro los instrumentos y los pongo en manos de la persona. Que cada peseta invertida llegue a su destino, que es un niño. Prefiero la acción directa, sin jerarquías ni intermediarios, sin posibilidad de corrupción".

Seidler apostilla que quiere "ver resultados en el dinero que invierto. Para mí las 151.000 pesetas que hemos gastado tienen grandes repercusiones, ya que los instrumentos servirán para dos generaciones como mínimo. Muchas personas que tienen una nueva frontera, que es la música, horas y años de diversión, tocarán en las fiestas de los pueblos, con lo que también indirectamente disfrutarán escuchando cientos de personas".

Agradecimiento de los niños

Los niños hicieron entrega de una carta de agradecimiento a PMA, que dieron a Lorenzo: "Nosotros queremos ante todo dar las gracias a PMA por habernos dado el dinero necesario para poder comenzar a formar la banda de cornetas y tambores y a nuestro amigo José, pues sin él nada se hubiera podido hacer. También decirles que haremos lo imposible para que dicha banda suene mejor que ninguna durante muchos años intentando tocar las más bonitas melodías y los solos más marchosos, ya que creemos estar preparados para ello, tanto nosotros como el jefe de la banda de cornetas de El Valle. Gracias. Queremos pedir a Lorenzo Seidler y su esposa que sean los padrinos de dicha banda, así como invitarlos a todos ustedes a la próxima inauguración de nuestra banda, que será muy sonada y musical".

(NOTA: El Valle de Lecrín quiere felicitar a Ana y Lorenzo por su reciente paternidad, ya que hace poco que han sido padres de la pequeña Eva).

El Ayuntamiento niega

Fieles a la filosofía de nuestro periódico quisimos contrastar los datos obtenidos a través de estas entrevistas y preguntamos al respecto a Puri Vallejo López, concejala de Hacienda y Deportes en el Ayuntamiento de El Valle, que nos contestó de la siguiente manera:

"Las personas a las que han donado esos instrumentos no son del municipio, no están empadronados aquí; aparte, al Ayuntamiento no se han dirigido a solicitar nada. Es más, tenemos subvenciones para taller de música y las tenemos que destinar para otros fondos, porque no hay nada en este sentido".

Los más generosos

Lanjarón registra la mayor tasa mundial de donantes de órganos por habitante, según Alcer, que destaca la excelente labor llevada a cabo por su presidenta local, Purificación Álvarez

La directora del Balneario, Soledad Ramos, y el alcalde, Antonio Ramos, dos de los galardonados por Alcer por su labor en la promoción de la donación de órganos

El Valle de Lecrín

La localidad lecrinense de Lanjarón se ha convertido en la población que más donantes de órganos por habitante tiene del Mundo, según datos facilitados por la Asociación para la Lucha contra las enfermedades Renales (Alcer) de Granada en el transcurso de un encuentro celebrado recientemente en el Balneario de Lanjarón, al que asistieron más de doscientos participantes.

El excelente trabajo llevado a cabo por la asociación de donantes en Lanjarón durante los últimos años y en especial por su presidenta Purificación Álvarez, ha conseguido que la localidad, con algo más de cuatro mil habitantes, tenga 450 donantes de órganos, lo que supone el mayor porcentaje de donantes de órganos del Mundo.

En el transcurso del encuentro Alcer Granada hizo entrega de sendos galardones a las personas que más han destacado en Lanjarón para concienciar a la población sobre la necesidad de donar órganos. Entre los galardonados se encontraban la presidenta local de Alcer, Purificación Álvarez, la responsable del balneario, Soledad Ramos, el alcalde de Lanjarón, Antonio Ramos, y el concejal de Servicios Sociales, Juan Bermúdez, entre otros.

Granada, primera de España

Según datos de Alcer, Granada duplica la media andaluza en donantes de órganos, y se sitúa a la cabeza de España en trasplante de riñones. A la vez, España es en estos momentos el primer país del mundo en cuanto a donaciones de órganos por millón de habitantes.

Gracias a IU de Nigüelas

Con el mayor detenimiento, leo el escrito del portavoz de este grupo municipal publicado en el último número de este periódico, además de los dos programas que Radio Dúrcal le cedió graciosamente, y después de examinarlos concienzudamente, creo que bien merecen una respuesta adecuada.

Sr. concejal de IU: Ud...........................................................................

Esta es mi opinión y no tengo nada más que decir sobre el tema, vaya Ud con Dios señor concejal de IU de Nigüelas.

Cambiando de tema, me cuenta mi vecina que los vecinos de El Valle tienen un "mosqueo" soberano a consecuencia de una nueva BANDA de música que se está formando, patrocinada por el Sr. Lauren (cariñosamente llamado el inglés). Resulta (versión vecina) que este Sr., preocupado por la cultura de los jóvenes de El Valle, un buen día compró una partida de cornetas y tambores y contrató a un antiguo legionario y se lo trajo para El Valle. Una vez aquí lo presentó como profesor de música de aire y jefe de la BANDA. ¿Y qué tiene eso de malo?. Le pregunto a mi vecina. "Pues nada, que ya (y bajando el tono me dice) van los chavales sacando pecho por la calle dando cometazos a diestro y lo otro, y que a la pacífica gente de El Valle no le gustan los gestos guerreros". ¡Mujer, no es para tanto, son ganas de enredar, yo no veo motivo de enfado por parte de los vecinos, todo sea por la cultura! -¡¡Que no!!, me grita. ¡Que eso no es cultura ni leches! y que no nos hacen ninguna falta las cornetas ni los tambores!

Yo comprendo su enojo porque sé que un sobrino suyo está metido en la BANDA y en más cosas. Señor Lauren, lo tiene usted feo con la vecina. Lo veo a usted poniéndole otra querella criminal. Bueno, de esta forma da usted trabajo a su equipo de abogados y se distraen.

Sólo una pequeña referencia a la carta que en favor de Seidler remitió D. Miguel Moles Quitián. D. Miguel, a pesar de todos los permisos que usted dice que tienen, lo cierto es que la obra de La Atalaya está precintada por las autoridades competentes y yo le doy mi palabra de que no soy ninguna autoridad. Pero hace usted bien en defender a su jefe, el trabajo está fatal.

No sé si será casualidad, pero lo cierto es que el tema del agua de Dúrcal parece que mejora por días. Tengo a mi vecina loca de contenta. Dice que me invita a comer unas migas cuando quiera. ¡Mujer, con estos calores! Nada, nada, migas y gazpacho, y es que está muy agradecida, dice que si no es por el toque que le dimos el mes pasado al Ayuntamiento, pues estos tíos ni se enteran. ¡Mujer, es que con esto de las vacaciones falta mucho personal!, le digo. No está convencida. Tendré que comer migas.

Que "guasa" tiene el personal. Resulta que el último grito en concurso lo tiene Dúrcal. Se trata de saber quién tarda más tiempo en recorrer en coche el trayecto comprendido entre las Escuelas de Balina y la Plaza de España un miércoles por la mañana (día de mercaíllo) y eso que está prohibido aparcar. Al ganador, el Ayuntamiento lo llevará a Sorpresa Sorpresa.

DURÁN

MULOS QUEDAN. Los mulos no eran sólo excelentes animales de carga y compañeros desde tiempos inmemoriales para el hombre del campo. También eran -y siguen siendo- ahora en los tiempos en que manda el motor, los mejores vehículos para transitar por las calles estrechas de nuestros barrios moriscos. Por eso, aunque ya van quedando pocos, aún los podemos ver por nuestras calles, haciendo las tareas de siempre. ¿Los veremos mucho tiempo?

Arroz y bicicleta

El Grupo Cicloturista Valle de Lecrín celebró el Día de la Bicicleta con un recorrido por todos los pueblos de la comarca, en el que participaron 353 ciclistas y la degustación de una paella gigante

Integrantes del Grupo Cicloturista ante la paella.

Aurora Arias

Ciclistas de la Costa granadina, de la Vega de Granada y del Valle de Lecrín se dieron cita el pasado 19 de julio en nuestra comarca para celebrar el Día de la Bicicleta, que el Grupo Cicloturista Valle de Lecrín ha querido hacer coincidir con la Tercera Marcha Cicloturista a nuestra comarca. La celebración culminó con la elaboración de una paella gigante de la que dieron buena cuenta al final de la prueba los 353 ciclistas participantes y sus familiares.

Por todo el Valle de Lecrín

A la masiva asistencia de los ciclistas del Valle de Lecrín, en especial de Padul y Dúrcal, se sumaron los socios del Grupo Cicloturista de Motril y de la Peña Ciclista de Alhendín. A las diez en punto de la mañana, los participantes tomaban la salida en Padul. Luego pasó por el Zahor, donde se incorporaron los ciclistas de Dúrcal, el cruce de Cónchar, donde se incorporaron los de Cónchar, Las Albuñuelas, Saleres, Restaba¡ y Pinos del Valle. El regreso fue por Restaba¡, donde hubo avituallamiento, Melegís, Talará, Nigüelas, Dúrcal (avituallamiento) y finalmente Padul, donde esperaba la paella gigante, acompañada de refrescos, cerveza y sangría.

Diez mujeres Entre

Entre los participantes había diez mujeres. El coste de la inscripción fue de 300 pesetas y el presupuesto de la carrera 540.000 Pts más las aportaciones de las firmas patrocinadoras.

La carrera estuvo en todo momento bien atendida, por agentes de tráfico, una ambulancia, un médico y personal de protección civil. Sólo hubo que lamentar algunas caídas sin importancia, que fueron atendidas por la Cruz Roja.

La entidad organizadora, el Grupo Cicloturista Valle de Lecrín, quiso, por boca de su secretario Manuel Pérez, dar las gracias a todas las casas comerciales y ayuntamientos que han apoyado la prueba.

" El Grupo Cicloturista Valle de Lecrín organizará el próximo año el Campeonato de Andalucía"

El Grupo Cicloturista Valle de Lecrín fue fundado hace diez años por el industrial y empresario Manuel Martín Morales y otros seis paduleños aficionados al ciclismo. En la actualidad Manuel Martín es el presidente honorífico. La peña cuenta con 45 socios de Lanjarón, Dúrcal, Nigüelas, Padul, Otura y Armilla.

Manuel Martín Morales, presidente honorífico del Grupo

En la elite ciclista

La prueba más destacada del calendario del Grupo es el Memorial Manuel Ángel Ríos, en el que el año pasado participaron más de 110 ciclistas de elite. Para el año 1.999 tiene un presupuesto de casi un millón de pesetas.

El próximo año se correrá en el Valle de Lecrín el Campeonato de Andalucía, donde el Grupo Cicloturista espera que se celebre una contrarreloj en Padul.

Por último en el Campeonato de Mountain Bike participan seis de los mejores ciclistas del club, que están quedando entre los mejores puestos. Quienes deseen participar en el Grupo Cicloturista se pueden hacer socios cuando deseen. La cuota de inscripción es de 6.000 Pts al año más 200 cada domingo que se salga con la bicicleta. Se sale todos los domingos y la temporada se celebra de febrero a octubre.

Otras marchas previstas por el Grupo son las de Torremolinos, Alicún de las Torres, Trevélez y excursiones familiares.

Atlético de Cozvíjar 1.966-67, un equipo contra viento y marea

Mª Mercedes Menéndez

En este año en el que el fútbol es el rey, aún para los n o incondicionales es inevitable hablar, explicar, conocer y recordar todo lo referente a este deporte.

No queremos faltar a la regla y por eso deseamos, no hacer una comparación entre el fútbol actual y el de aquellos años, sino acercarnos a aquellos jóvenes y enriquecernos con su experiencia.

"Dos piedras solucionaban el problema de las porterías, pero en los partidos importantes se colocaban dos palos con una cuerda tendida entre ambos, método rudimentario pero pero más fiable"

El Atlético Cozvíjar estaba formado por jóvenes de 18 a 26 años, todos actualmente respetables padres de familia, algunos con nietos, a los que evidentemente han seguido transmitiendo su amor por el balompié. Seguramente que muchos de ellos sabrán ya que las condiciones en las que jugaban no tienen que ver con las actuales, pues basta con recordar algunos detalles.

El calentamiento antes del partido consistía, cuando les cedían una finca después de segar, en quitar las "tasquibas" y allanar el campo para poder jugar; en partidos de entrenamiento dos piedras solucionaban el problema de las porterías. Para los partidos más importantes se colocaban dos palos con una cuerda tendida entre ambos. Este método, aunque rudimentario, resultaba más fiable. El problema del campo se acentuaba en tiempo de siembra de los campos. Entonces tenían que desplazarse a jugar a las eras, con el consiguiente riesgo de caídas, etc.

"En Iznalloz ganamos cuatro a uno pero tuvimos que escapar unos campo a través y otros en la furgoneta, con los aficionados pisándonos los talones", recuerda Francisco Bayo

Había que tener mucha "fe" para con los ahorrillos que se podían tener comprar las equipaciones de fútbol, las botas y algunos hasta pagar los desplazamientos que hacían a Dúrcal, Padul, Arenas de Armilla, Alhendín e Iznalloz. En este último pueblo, nos comenta Francisco Bayo, recuerda perfectamente un partido en el que ganaron por cuatro a uno y de donde tuvieron que salir unos corriendo y otros en la furgoneta que habían alquilado, porque a los seguidores de Iznalloz no les convencía el resultado y querían arreglar sus diferencias a fuerza de pedradas.

Si ahora hay afición, no se piensen que antes no. Los partidos que se jugaban eran seguidos por numerosos vecinos y entre ellos muchos niños a los que, cuando la plantilla no estaba al completo, dejaban entrar a jugar, sobre todo en el puesto de portero. Esta manera de iniciar a los pequeños se utilizaba anteriormente. Francisco, Paco para los amigos, nos recuerda que en tiempos del Deportivo Agricultor también él actuó de portero y recogepelotas, como actualmente lo hacen los niños que asisten a los partidos en Cozvíjar y estoy segura en casi todos los pueblos.

" En las fiestas, Paco Bayo no pudo acabar el partido porque su mujer estaba de parto y tuvo que llevarla a Granada"

También pasaban algunos apuros a la hora de reunir a toda la plantilla y no porque los jugadores no quisiesen jugar, sino porque resultaba difícil convencer a los padres para que liberasen a los hijos de sus quehaceres para ir a jugar un partido de fútbol.

El partido que sin duda recordará siempre Paco Bayo fue el del año 1.967. En este año las fiestas de Cozvíjar se celebraban aún en el mes de octubre, y como es costumbre se reunieron para jugar el tradicional partido de fútbol. A francisco no le dio tiempo de terminarlo, pues antes del final le avisaron de que su mujer estaba dando a luz y tenía que trasladarla con toda urgencia a Granada. Partido memorable que coincidió con el nacimiento de su primer hijo.

Eran tiempos difíciles, pero como podemos ver, el fútbol era ya deporte rey.

Colonias de Dúrcal en el Camping "Playa Granada" de Motril.

Joyas mudéjares

Detalle de la cabecera de la iglesia parroquial de Saleres.

Las iglesias del Valle de Lecrín, construidas tras la Toma de Granada, constituyen un conjunto mudéjar de enorme interés artístico que no ha tenido hasta ahora la consideración que merece

El artículo que a continuación publicamos es un fragmento de un libro de los profesores de la Universidad de Granada Ignacio Henares Cuéllar y Rafael López Guzmán que lleva pro título "Arquitectura mudéjar granadina", editado por La General. En él se hace un estudio de este tipo de arquitectura en nuestra provincia, en la que las iglesias de nuestra comarca conforman un conjunto de especial interés que debería ser tenido más en consideración. El estilo del artículo es a veces excesivamente técnico para el común de los lectores, pero lo lo publicamos en su integridad, dado su interés, por el gran número de datos que aporta.

La distinta participación de los pueblos del Valle de Lecrín en el levantamiento de la Alpujarra de 1.568 hace que aquí existan diferentes tipologías de parroquiales según las modificaciones sufridas. De igual forma, la participación de unos mismos alarifes le otorgarán características similares a diversas construcciones.

Posiblemente la más antigua sea la de Béznar conformada con tres naves separadas por pilares góticos sobre arcos apuntados. Las naves laterales se cubren con alfarjes de un sólo orden de vigas que siguen la inclinación del tejado. La nave principal presenta un arco apuntado individualizando la capilla mayor; el conjunto mantiene una sola armadura de par y nudillo con seis tirantes pareados y apeinazados con lazo de ocho sobre canes de tracería gótica con tres lóbulos, el papo de los tirantes y pares tiene encintado la taracea. L armadura se continúa sobre la capilla mayor ochavándose para seguir el esquema de los paramentos límite. La iglesia se construía ya en 1.925. En 1.526-1.527 trabajaba como carpintero Juan Fernández y Juan de Toledo aún era albañil de la misma en 1.530. (Según consta en el inédito Inventario Histórico-Artístico).

Relacionadas, sin duda, estarían las iglesias de Marchena, Acequias y Cozvíjar. Juan Fernández, que ya había trabajado en la de Béznar, va a intervenir en la realización de la armadura de estas parroquias.

Acequias: una sola nave

La de Acequias tiene una sola nave cubierta por una armadura de limas moamares con siete tirantes pareados y apeinazados con lazo de ocho y cuadros simples sobre canes de acanto. El almizate tiene lazo de ocho en el centro y en los cabos se combina con aspillas, coincidiendo este apeinazamiento con una réplica en los arranques de los pares. Los elementos estructurales están perfilados. Como indicábamos, Juan Fernández realizaría la carpintería entre 1.548 y 1.551, siendo albañil Pablo Fernández. A fines de siglo la parroquia completará su ornamentación con un retablo de Hernando de Horihuela con lienzos de Raxis bajo la subvención del arzobispo don Pedro de Castro, cuya heráldica figura en los bancos del mismo.

Cozvíjar

El mismo esquema espacial presenta la parroquial de Cozvíjar con una armadura de limas moamares perfilada con cinco tirantes pareados de lazo de ocho y cuadrales sobre carnes de cartela. El almizate se apeinaza en los cabos con lazo de ocho. Las condiciones de esta fábrica se hicieron en torno a 1.540, corriendo la carpintería a cargo del citado Juan Fernández y la albañilería de Pablo Fernández.

Dúrcal: muy modificada

También en 1.546 trabajaba Juan Fernández en Dúrcal, aunque las transformaciones acaecidas en esta iglesia impiden su correcta lectura. Presenta en la actualidad crucero y tres naves separadas por arcos de medio punto sobre pilares. De la primera construcción sólo conserva la armadura de la nave central, de limas simples con diez tirantes pareados con lazo de ocho sobre canes de diseño manierista invertido. La armadura pierde el faldón hacia la capilla mayor lo que presupone la existencia de un arco que separaría el altar mayor.

Saleres

En Saleres, Melegís, Padul y Mondújar trabajó el carpintero Francisco Fernández. La primera presenta una nave cubierta por una armadura de limas moamares perfilada con seis tirantes pareados y apeinazados con lazo de ocho apeando, al igual que los cuadrales, sobre canes de cartela con decoración de sogueado en el centro. El almizate se apeinaza en los cabos con lazo de ocho. Hay que destacar el faldón sobre la capilla mayor que para potenciar este espacio extiende el lazo en cabos y centro, al igual que las primeras calles de los faldones laterales, justo hasta el primer tirante. En la sacristía, correspondiente al bajo de la torre, encontramos un alfarje de jácenas y jaldetas agramiladas. La carpintería, como dijimos, la realizó Francisco Fernández en 1.561, trabajando en la albañilería Bartolomé de Villegas y como cantero Pedro Berruezo que hizo la portada de 1.560.

Melegís

Una armadura, del mismo tipo que la anterior, corresponde a la única nave de Melegís sin ningún tipo de decoración, apeando sus nueve tirantes pareados y los cuadrales sobre canes de cartela. Francisco Fernández actuó entre 1.566 y 1.567, aunque en 1.599 fue renovada la carpintería por Antonio López Qamudio que había sido quemada en el levantamiento morisco. Bartolomé Villegas tuvo a su cargo la construcción entre 1.562 y 1.567, realizando en 1.563 la portada el cantero Pedro Gómez de Fuenfría.

Interior de la iglesia parroquial de Mondújar Iglesia parroquial de Béznar, con sus tres naves separadas por soportes góticos

Padul, como la de Alhendín Padul presenta en la actua-nuao una fabrica muy renovada con tres naves separadas por arquería sobre pilares de cantería cubriéndose laterales con bóvedas baídas con nervaduras. La nave principal, que sí respondería al primer diseño, se cubre con una armadura de limas bordones que pierde el faldón de la cabecera para contactar con un arco que separa la capilla mayor. Tiene ocho tirantes pareados apeinazados con lazo de ocho, igual que los cuadrales, apeando, ambos, sobre canes de acanto. El almizate mantiene lazo de ocho en los cabos y centro. La capilla mayor exhibe una importante armadura cuadrada de limas simples con cuadrales dobles apeinazados con lazo de ocho sobre canes de acanto. Los elementos estructurales están perfilados y el almizate totalmente cubierto con lazo de ocho y piña de mocárabes en el centro.

La obra era dirigida por Juan Ajofrín, junto con su hijo, en 1.541. En 1.543-1.545 se pagaba a Jerónimo García, albañil, por la torre que, según las condiciones, debería de ser como la Alhendín. Las portadas fueron realizadas por el cantero Gaspar de Muriel en 1.559. Sirviendo como nexo, Francisco Fernández trabajó en la carpintería y Luis Morales en la albañilería.

Iglesia de Nigüelas. Detalle del almizate sobre la capilla mayor. Torre de la iglesia parroquial de Melegís

Mondújar: el enterramiento de la dinastía nazarí

La parroquial de Mondújar, lugar de enterramiento definitivo de la dinastía nazarí, estruc tura una sola nave donde se puede apreciar, en la armadura, la ampliación realizada en el siglo XVII alargando la nave que se cierra sobre el coro con limas simples, apeinazamiento de aspillas y estrellas de ocho en el cabo del almizate y tirantes pareados sobre canes con perfil de Y. En cambio, la cabecera continúa la anterior cubierta ochavándose sobre pechias con artesones y presentando apeinazamiento en todo el almizate y arranques y partes medias de los faldones. Por su parte, los tirantes de esta zona apean sobre canes de cartela. El paramento exterior se conforma con ladrillo y cajones de mampostería con decoración de esgrafiado. La portada lateral es de gran sencillez con tondo y aletas muy cercanas a Siloe; la situada a los pies, así como la torre, pertenecen a las transformaciones realizadas en el seiscientos. En 1.577 trabajaba como carpintero el referido Juan Fernández y como albañil Juan Alonso Jiménez.

Silos carpinteros Juan y Francisco Fernández suponían la vinculación entre las arqui tecturas anteriores, será Alonso López Qamudio quien nos relacione Cónchar y Nigúelas, aunque también intervino en Melegís, poniendo de manifiesto cuáles eran las realizaciones de transición al siglo XVII.

Cónchar: diseño de Ambrosio Vico

Cónchar elabora una sola nave con armadura muy rehecha, de limas bordones con ocho tirantes pareados sobre canes de cartela. El proyecto lo hizo Ambrosio de Vico en 1.610 habiéndose de construir la iglesia en el mismo solar que la antigua de la que sólo se conservaba la torre. La obra se acabó en 1.614 habiendo sido albañil Antonio Bermúdez y el mencionado Alonso López ~amudio, vecino de Otura, carpintero.

Nigüelas: un diseño elaborado

Más elaborado el diseño de Nigüelas expone una sola nave donde se individualiza la capilla mayor mediante un arco toral de medio punto sobre pilastras dóricas con capiteles de cantería. Este espacio principal se cubre con una armadura ochavada de limas moamares sobre pechinas con tableros con lazo. El conjunto de la armadura está apeinazado y el almizate presenta una gran piña de mocárabes en el centro. La armadura de la nave es, también, de limas nobles con seis tirantes pareados con lazo y cuadrales simples sobre canes de acanto. Pierde, como en otros casos, el faldón hacia la cabecera. El centro del almizate se apeinaza con lazo de ocho y los cabos combinan el lazo con aspillas. En este caso Alonso López Qamudio tasó las obras realizadas por Juan López de Paniagua entre 1.580-1.582. No obstante, el grueso de las obras lo había realizado entre 1.561-1.562 el albañil Jerónimo García y el carpintero Martín Moreno.

Una última reflexión sobre los elementos cerámicos de estas parroquias que fueron elaborados en Granada en los talleres de los Robles, lo que nos habla del empleo de diseños muy parecidos a los del resto de la provincia. En 1.562 María de Robles enviaba tejas vidriadas, alizares y olambrillas a Nigüelas; y en 1.559 las tejas de Padul. Igualmente, en 1.561 Isabel Robles aportaba los azulejos para la torre de Saleres que repiten los esquemas de Santa Ana y San Andrés de la capital, dibujos, eso sí, de influencia seviallana. Ignacio Henares Cuéllar y Rafael López Guzmán Profesores de la Universidad de Granada

Interior de la iglesia parroquial de Acequias.

Maestría de alto nivel

Nos encontramos la maestría, los maestros renombrados, en el Valle de Lecrín. Pese a su dependencia del arzobispado de Granada y la presencia intermitente del maestro de la diócesis, las diferencias constructivas son evidentes. La diferencia poblacional se marca en el núcleo ritual, Saleres apenas apenas configura una plante de cajón donde elementos decorativos marcan la importancia de la capilla mayor; frente a ésta, Nigüelas elabora un cuidado diseño de cantería correspondido en la traza de techumbres con nombres como Juan Fernández, Antonio López Qamudio o Martín Moreno que dominan la proyectiva de la zona y, frente a ellos, la relación con la capital en lo referente, por ejemplo, a cerámica: raras son las albanegas que en el cuerpo de campanas no lucen las producciones de los Robles o los Tenorios. Además, en esta zona, se conserva uno de los proyectos más primitivos que escalonan la evolución del mudéjar en el Reino de Granada. Nos referimos a la parroquial de Béznar con tres naves separadas por soportes góticos y cabecera poligonal definida mediante el achaflanamiento de sus muros. Este espacio, hoy día marginado, casi ausente, en la historia del arte provincial constituye uno de los mejores ejemplos, por su calidad y conservación, de lo que debió ser el primer proyecto de dotación de parroquiales mudéjares que derivarían antes del espíritu conciliador del arzobispo de Talavera que de la intolerancia de Cisneros.

Ignacio Henares y Rafael López

Un programa a la medida

La Casa de la Juventud de Dúrcal pone en marcha para el verano un amplísimo programa de actividades lúdicas y recreativas, que incluye desde actividades en la naturaleza asta una intensa Semana Cultural, quú este año

Una reciente excursión organizada por la Casa de la Juventud. Partida de ajedrez en la Casa de la Juventud de Dúrcal

¡No hay excusas que valgan! Quien no quiera pasárselo bien este verano es porque no quiere ...o porque, desconoce el entretenido programa de actividades que ha diseñado la Casa de la Juventud de Dúrcal y que probablemente contribuirá a que estas vacaciones sean inolvidables.

Más atractivo que nunca, el Programa consta, según el director del centro, el incombustible Carmelo Espinosa, de dos partes bien diferenciadas. Una formativa, basada en la organización de una serie de talleres y cursillos de iniciación tan interesantes como el de guitarra, que finalizará el 26 de agosto, el de fotografía, dirigido preferentemente a jóvenes y adultos y que concluirá el mismo día, o por último, y entre otros, el taller de manualidades denominado "haz tus propios diseños", para niños con edades comprendidas entre los 8 y los 14 años con ganas de aprender a divertirse.

Por otro lado, el respeto por el medio ambiente y la preocupación por la causa ecológica han motivado la creación de actividades tan loables como el "Taller del árbol" donde los interesados se encargarán del riego y cuidado de la zona repoblada de "Las Arenillas".

Las actividades de carácter lúdico constituyen el otro gran eje del programa donde la emoción y la aventura estarán puntualmente al orden del día. En este apartado, la actividad estrella no es otra que la de "Aventuras en la Naturaleza", cuya duración se extiende a lo largo de dos días -25 y 26 de julio- y donde se intenta combinar los juegos con el deporte en contacto directo con la naturaleza. Con la estrecha colaboración de la Asociación Juvenil Deportiva Al Yibal, "Aventuras en la Naturaleza" ofrece la posibilidad a jóvenes mayores de 18 años de participar en un Gimkaña, de vibrar haciendo rápel, senderismo, orientación o bici de montaña o de exhibir sus cualidades de escalador culminando el rocódromo que a su disposición instalará la Casa de la Juventud en la plaza del pueblo. Tales pruebas no revisten un carácter eminentemente competitivo haciendo válida la máxima del barón de Coubertin de que, en este caso, "lo importante es participar". Para Carmelo Espinosa, "todas las actividades resultan ser muy prácticas. Junto a las habituales disciplinas deportivas como el baloncesto, tenis, fútbol, etc, este año hemos querido potenciar la relación de los niños con el medio natural. En definitiva, el programa se propone ofrecer alternativas para el verano, que es cuando más tiempo libre dispone la gente".

Semana Cultural

Pero esto no es todo, ya que el broche de oro a éste completísimo programa que acabamos de esbozar lo pondrá una Semana Cultural, que en su tercera edición nos reserva unos días previos a las fiestas patronales absolutamente intensos.

Nonato Rock

El festival Nonato Rock, escaparate tradicional del sonido más joven y vanguardista de nuestra comarca, será el encargado de inaugurar una semana donde la música va a adquirir un protagonismo especial.

En este sentido, también podremos disfrutar de las actuaciones de la Coral "La Inmaculada" y del Coro Rociero Dúrcal mientras que la música clásica estará representada en el programa con la intervención de la Orquesta Pablo Picasso, dirigida por el croata durqueño Davor Kujeric.

Balinarte 98

Siguiendo con la oferta artística, la Casa de la Juventud invita a visitar las ya consolidadas e interesantes exposiciones de pintura y escultura que periódicamente tienen lugar en el marco de Balinarte, uno de los focos artísticos más atractivos de la comarca.

Certamen poético

En la celebración del centenario de su nacimiento, no podía faltar el homenaje a la figura de Lorca, por lo que se va a convocar el certamen poético "Ciudad de Dúrcal", cuyo cartel anunciador se pondrá a concurso y versará sobre la persona del poeta de Fuente Vaqueros.Por último, es de especial interés el Teatro de Calle, una de las actividades y con mayor aceptación entre niños y adultos.

Para mayor información, los interesados pueden dirigirse a la Casa de la Juventud de Dúrcal, llamando al 958 781525 o estar atentos al informativo juvenil que semanalmente emite Radio Dúrcal los miércoles de 16,30 a 17 h.

Cozvíjar celebra las fiestas de la Virgen de la Cabeza

Campeonato de mocho y pelota cozvijeña son algunas de las actividades de los festejos de este año

Modestas pero entretenidas, prometen ser las fiestas de Cozvíjar, a juzgar por el programa que nos han hecho llegar hasta nuestra redacción Empezarán el sábado 8 de agosto (no el nueve como dice equivocadamente el programa oficial) con fuegos artificiales y terminarán con una majestuosa traca final que tendrá lugar el martes a las siete de la mañana. Para los que aguanten, claro está.

Para no perderse será, una vez más, el Canto de la Aurora, para los que estén dispuestos a levantarse a las ocho de la mañana del domingo.

No faltarán, un año más y como en todas estas fiestas de nuestros pueblos, la archivista elección de reinas de fiestas y damas de honor, las carreras de cintas y la típica verbena.

Y los que busquen algo distinto con sabor añejo, pues que no se pierdan los campeonatos de mocho y de pelota cozvijeña, modalidad esta última que

desconocemos pero que promete al menos ser original.

viñeta Sábado 8 de agosto.
viñeta 18 h: Campeonato de fútbol sala 18 h: Fútbol infantil.
viñeta 18 h: Campeonato de mo-ches. 19:30 h: Pasacalles.
viñeta 20:30 h: Solemne misa. 22:30 h: Verbena.
viñeta 23:30 h: Castillo de fuegos.
viñeta 24 h: Elección de reina de las fiestas y damas de honor.
viñeta Domingo 9 de agosto
viñeta 8:30 h: Canto de la Aurora por vecinas del pueblo.
viñeta 11 h: Semifinal de fútbol. 12 h: Solemne misa.
viñeta 13:30 h: Fiesta de la espuma. 16:30 h: Tiro al plato provincial 17 h: Fútbol entre los equipos "A" y "B" de la peña.
viñeta 19 h: Carrera de cintas infantil. 21 h: Procesión por las calles del pueblo, acompañada por la banda. 22 h: Verbena.
viñeta Lunes 10 de agosto 8 h: Diana floreada.
viñeta 12 h: Procesión a la Ermita. 14:30 h: Degustación de cerveza y sorpresa (H20).
viñeta 16 h: Tiro al plato local.
viñeta 17:30 h: Fútbol sala. Solte-nos y casados.
viñeta 18 h: Petanca y pelota cozvijeña. 19:30 h: Carrera de cintas y cucañas.
viñeta 23 h: Verbena.
viñeta 24 h: Entrega de premios. 04 h: Concurso de migas. 07 h: Traca fin de fiestas..

Pueblo árabe

Para los que conozcan menos Cozvíjar, diremos que fue fundado por los árabes con el nombre de Cosbixar y que el conde de Villamena, que da nombre al municipio, desecó la Laguna en el siglo XVIII (Y no en el XIX. Se vuelve a equivocar el programa de fiestas). Son de interés histórico la iglesia y la ermita, ambas del siglo XVI, y la Casa Grande del Conde de Villamena, del siglo XVII.

Noches de Persiadas

Las noches de agosto son propicias para contemplar la Vía Láctea y la lluvia de estrellas de "Las persíadas", cuya mejor noche para contemplarlas es la del 12 de agosto, según la asociación Denébola

La asociación astronómica de nuestra comarca, Denébola, nos invita a disfrutar del espectáculo estelar en las noches de verano, mediante una nota remitida a nuestra redacción. Entre los objetos más llamativos, indican, destaca la Vía Láctea, más conocida como "Camino de Santiago", una banda luminosa que cruza el cielo de Este a Oeste.

De los acontecimientos más impresionantes que se pueden presenciar en estas noches hay que destacar "Las Perseidas", una lluvia de estrellas que podemos ver por las noches desde el 17 de julio hasta el 24 de agosto, "siendo el máximo el día 12 a las 12 de la noche", según la nota de Denébola.

Lágrimas de San Lorenzo

Según la asociación astronómica, cuenta la leyenda que estas estrellas fugaces "son las lágrimas de San Lorenzo, que suelen coincidir con el día del santo, ya que éste era cuando moría mártir en la hoguera, "lo raba suplicando el perdón por aquellos que lo maltrataban". Para deleitarnos con estos eventos, indica este grupo de aficionado a la astronomía de nuestra comarca, "es aconsejable salir a las afueras de nuestros pueblos, y de esta forma, evitar la luz urbana, que nos impediría verlos con detalle". Por último, la asociación recuerda que está a disposición de todos aficionados en la Casa de la Juventud de Dúrcal, en la calle San José n°- 64. Teléfono 958 781525.

María La Cástaras con uno de sus cuatro biznietos.

María La Cástaras

María nos recibió en casa de su hija en una de las tardes más calurosas del mes de julio. Aunque a sus noventa y cinco años le fallan las piernas y no oye demasiado bien, pudimos conversar un rato con ella y admirar la buena memoria de la que hace gala.

María es oriunda del pueblo alpujarreño de Cástaras, aunque creció en Dúrcal, ya que se trasladó cuando era muy joven con su familia a este pueblo, pues su padre trabajaba como barrenero en el canal.

Ella es la mayor de siete hermanos el menor de los cuales nació ya en Dúrcal, aunque este hecho no le elude de ser conocido con el apodo de Cástaras. De aquellos siete Hermanos provenientes de la Alpujarra viven tres: Manuel, José y nuestra entrevistada María:

ellos son los que continúan con el apodo, ya que, como nos cuenta María, sus hijos ya no son llamados Cástaras.

María la Cástaras se casó en Dúrcal con Gregorio Sánchez el Sargentillo, apodado así porque su padre era sargento. "Nos hicimos novios porque vivíamos uno en frente del otro y por ahí se lió la cosa", narra María.

"María es oriunda de Cástaras, pero su se crió en Dúrcal porque su padre trabajó como barrenero en el canal"

Fruto de este matrimonio fueron sus dos hijos Rosa y Juan, éste último más conocido en Dúrcal como "Juanillo el Panadero" del que su madre nos cuenta cómo fueron su, inicios en la mundo de la panadería.

Relata María que solamente contaba con nueve años cuando comenzó a trabajar en el horno donde ella amasaba el pan.

54 años de panadero

A petición de María realizaba en un principio los recados en el horno. "Lo saqué de la escuela nacional y lo metí en una particular de pago, entró en el horno con nueve años y ya tiene sesenta y tres", comenta.

Rosa, que hasta ese momento había asistido atenta a la entrevista, recuerda cómo en ese tiempo a ella le tocaba hacer las veces de cocinera ya que mientras su madre vendía fruta en el mercado ella era la encargada de preparar y llevar hasta el horno la comida de su hermano.

Aunque además de sus dos hijos María tiene cinco nietos y cuatro biznietos, augura que su apodo no continuará, ya que se ha estancado en ella y sus hermanos.

Delia Molina