Homenaje a Zoraya

Vídeo

Isabel de Solís, reina de Granada con el nombre de Zoraya. Vivió en la segunda mitad del siglo XV. Según parece, era una doncella hija del comendador Sancho Jiménez de Solís y durante una de las luchas entre los cristianos y musulmanes de Granada, fue cautivada por los nazaríes y llevada a la Alhambra.

La leyenda cuenta que era una mujer muy bella y que el rey de Granada, Muley Hacén (1464-1482, 1483-1485) se enamoró locamente de ella. Tras profesar la religión islámica y tomar el nombre de Zoraya (Lucero del Alba), contrajo matrimonio con el monarca, que la convirtió en su esposa favorita. Esta relación provocó el disgusto de los abencerrajes y los celos de la sultana Aixa, madre de Boabdil, quien alentó una serie de intrigas en la corte y las disputas internas que acabaron con la abdicación del monarca en su hermano, el Zagal, y, posteriormente desencadenaron la toma del reino de Granada por los Reyes Católicos en 1492.

No se tienen más noticias biográficas sobre ella, salvo que partió al exilio con su esposo y sus dos hijos Nasr ben Ali y Saad ben Ali. Según parece, tras la muerte de Muley Hacén se convirtió de nuevo al cristianismo, al igual que sus dos hijos, quienes tomaron los nombres de Juan de Granada y Fernando de Granada, respectivamente.

La historia de esta bella cristiana ha inspirado a escritores de distintas épocas en los siglos posteriores, como Martínez de la Rosa, que en 1837 escribió la novela histórica Doña Isabel de Solís, reina de Granada y Laurence Vidal que en 2000 ha publicado Los amantes de Granada, que rememora la vida de Isabel de Solís.

La torre de la Cautiva de la Alhambra lleva este nombre en su recuerdo.

Sacado de Wikipedia

Como un homenaje a la mujer morisca y a las mujeres españolas en general. Lecrín ha querido rendir homenaje a la que fue un símbolo de unión entre estas culturas

En esta esfinge zoraya da su cuerpo al rey, por lo que este fluye en dirección al castillo de Mondújar, pero su espíritu quiso permanecer en el cristianismo por eso se gira hacia la Ermita del Cristo del Zapato

Lecrín ha querido blindarle este homenaje en los albores del S. XXI a través de una obra realizada por una de sus artistas y creadoras Pilar Soto Solier


Está enclavada en la entrada sur de Talará, a la salida del pueblo dirección de Béznar