Sacado de ideal 24/02/2007

La presa de Rules comienza a embalsar agua casi cuatro años después de estar acabada
Una tubería de Vélez de Benaudalla a Molvízar será la que transporte a la Costa 1.000 litros por segundo La presa tardará dos años más en llenarse entera

ESTRENO. La consejera de Medio Ambiente junto a dirigentes de la Costa y Comunidad de Regantes, ayer en Rules. /J. MARTÍN
L. U. /J. M. C./VÉLEZ DE BENAUDALLA

La presa de Rules ya ha dejado de ser gris, de ser un muro frío, seco. Ayer, este embalse terminado en junio de 2003, comenzó a acumular el agua del río Guadalfeo. Su capacidad no es como la de una bañera así que la presa tardará en llenarse al menos dos años, menos si llueve, pero en este fenómeno meteorológico no se puede confiar. Durante todo este tiempo en que la presa ha estado vacía -más de tres años- se han estado realizando pruebas de seguridad y un plan de emergencias para que nunca falle nada. Pero para los 300.000 vecinos de la Costa Tropical que esperan beberla y para los agricultores que confían regar con el agua del río, estos años de espera han pasado más despacio que en los que la presa era sólo un sueño, una idea sobre papeles. 

Una vez que esté llena esta gran despensa de agua, falta el modo de hacerla llegar hasta todos los grifos de los pueblos de la Comarca. Para ello se construirá una inmensa tubería -cuya obra sale en marzo a concurso- que discurrirá de manera pegada al Guadalfeo y que unirá Vélez de Benaudalla con Molvízar, donde se encuentra la planta potabilizadora, que la hará bebible. 

Una vez se conozca la empresa que realizará las obras de este gran conducto se tardarán 18 meses en concluir la construcción de esta tubería que tendrá una longitud de más de 16 kilómetros. A los campos el agua llegará mediante un tubo que medirá kilómetro y medio, cuyas obras ya han comenzado. Llegará hasta el puente de Vélez de Benaudalla y permitirá conectar el embalse con las tuberías de regadío. 

En varios años

Las autoridades no se atreven a aventurar todavía en cuánto tiempo podrán usar ese agua los residentes en los municipios costeros. Sin embargo los regantes que lograrán agua para 10.000 hectáreas consideran que «como pronto en tres años y como tarde en cinco», el agua del Guadalfeo servirá para dar vida a sus campos y no para caer al mar. 

Cuando pasen estos años llegarán a los campos y hogares de la Costa mil litros de agua cada segundo. Esto acabará con el desperdicio de agua que se producía al dejar escapar el caudal del río Guadalfeo: «en verano podían ser unos 4.000 litros por segundo y en invierno hasta los 20.000», calcula el presidente de la Comunidad General de Regantes, quienes en enero de 2005 calcularon -al no contar la presa con un plan de seguridad y no poder ser llenada aún- que se había 'tirado' unos 230 hectómetros cúbicos, suficientes para llenar la presa casi dos veces, ya que cuando acabe de llenarse albergará 120 hectómetros cúbicos. Los miembros de la Comunidad de Regantes miran ahora hacia delante, en positivo. Por eso piensan que más agua se hubiese perdido si no existiese la presa de Rules. Ellos están ya consensuando el trazado definitivo de la canalización y el cómo pagarán el coste de las instalaciones ya que, como adelantó ayer la consejera de Medio Ambiente, Fuensanta Coves, se ha llegado a un acuerdo con la Comunidad de Regantes para que sufraguen el 80 por ciento de las obras.

«Es una gran mejora para todos los habitantes de la Costa. Antes no podíamos quejarnos por falta de agua, pero Rules vendrá a garantizar el regadío con la frecuencia con que lo necesitemos», subrayó Francisco Álvarez, presidente de la Comunidad. 

Rules significará un importante impulso para la agricultura «desde Albuñol a La Herradura, y que dará agua para 10.000 hectáreas», aseguró Francisco Álvarez. «No sólo para el regadío actual sino para un aumento aún pendiente de cuantificar que podría estar entre las 4.000 y 6.000 hectáreas más», puntualizó.

Pero la presa de Rules no sólo garantizará el agua para el campo. También aliviará a los consumidores, a toda la comarca de la Costa, que sufre problemas de sequía y vive una situación delicada. Al inaugurar, ayer, oficialmente el llenado de la presa, Fuensanta Coves consideró que «se abre una nueva etapa para esta zona». «

Por su parte, el presidente de la Mancomunidad de Municipios de la Costa Tropical y alcalde de Motril, Pedro Álvarez, declaró que «es un momento histórico porque los ayuntamientos de la comarca de la Costa venían requiriendo una solución desde hacía tiempo para el Ciclo Integral del Agua por los problemas que había pendientes de resolver».

Críticas del PP

El Partido Popular, ha criticado «el retraso muy considerable» que existe en materia de distribución del agua de la Presa de Rules, tras comenzar a embalsarse, ayer. «El gobierno de la Junta de Andalucía lleva más de dos años mareando la perdiz con la excusa de un Plan de Seguridad que ha retrasado todas las canalizaciones así como la ejecución de las tuberías que sirven para distribuir el agua en la Costa Tropical», observó Rojas. 

El parlamentario ha puesto de manifiesto que el traspaso de competencias del Gobierno central a la Junta de Andalucía, «retrasó en más de un año la puesta en marcha de las conducciones». En este sentido, Rojas también ha explicado que la Junta «sólo ha destinado dos millones de euros en los presupuestos del Gobierno andaluz en unas canalizaciones que cuestan más de 140 millones de euros».